Industria 4.0: las claves para triunfar.

La Industria 4.0 está transformando la manera en que funcionan las corporaciones. ¿Qué se necesita para no quedar fuera de esta revolución tecnológica? Te contamos.

Primero, vamos a ponernos en tema: ¿Qué es la industria 4.0? ¿En qué consiste esta transformación?

Desde la primera revolución industrial, hasta la producción en masa y las líneas de montaje que usan electricidad en la segunda, la cuarta revolución industrial tomará lo que comenzó en la tercera (con la adopción de las computadoras) y la mejorará con inteligencia artificial, sistemas autónomos alimentados por datos y aprendizaje automático. Estamos atravesando una transformación significativa en la forma en que producimos gracias a la digitalización de la fabricación. Esta transición es tan contundente que se la ha llamado Industria 4.0.

Cuando las computadoras se introdujeron en la Industria 3.0 fue disruptivo gracias a la adición de una tecnología completamente nueva. En la Industria 4.0, las computadoras están conectadas y se comunican entre sí para tomar decisiones sin la participación humana. Es decir, una combinación de sistemas cibernéticos, el Internet de las Cosas y la Internet de los Sistemas hacen posible el surgimiento de la Industria 4.0.

Esto repercute directamente en la fabricación: las máquinas inteligentes se vuelven cada vez más inteligentes a medida que obtienen acceso a más datos, las fábricas, más eficientes y productivas y así…

Industria 4.0

La Industria 4.0 es un hecho

Ahora bien, es necesario prepararse para hacerle frente a estos cambios, innovando e incorporando tecnologías digitales-industriales para mejorar la eficiencia en las operaciones.

¿Cómo lograrlo? Estas estrategias podrían ser de utilidad:

  • Invertir por invertir, no vale la pena. Disponer recursos para tecnología indiscriminadamente, no es ventajoso. Cada empresa debe comprender qué tecnologías digitales se adaptan mejor a sus prioridades y necesidades. Para algunos, podrían ser robots para automatizar el proceso de producción. Mientras que a otros les convendría utilizar la Inteligencia Artificial para agilizar las operaciones. Es necesario identificar la solución que mejor se adapte a la empresa.
  • Es necesario invertir (mucho) tiempo y dinero, pero vale la pena. Las compañías exitosas han invertido un gran esfuerzo en adaptar sus operaciones y prácticas de administración para aprovechar las nuevas tecnologías. Es un proceso difícil que lleva tiempo.
  • Reclutar el talento adecuado es tan importante como adoptar la tecnología adecuada. Las firmas exitosas saben que necesitan brindarles apoyo a sus trabajadores en este proceso de aprendizaje y adaptación continuos. Al mismo tiempo, tienen una fuerza laboral lista para aprender y adaptarse continuamente.

Se necesitan muchos ajustes y, como dijimos, es un proceso complejo y costoso, pero esta transformación digital de la industria tiene el potencial de contribuir significativamente al crecimiento económico global. El Foro Económico Mundial estima que la Industria 4.0 por sí sola podría aportar más de $20 billones de dólares al PIB mundial para 2020.Y tú, ¿estás dispuesto a abrazar los cambios para ser parte de la Industria 4.0?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *